18 junio, 2017

Pizza Móvil discrimina a Aldea Moret.

Pizza Móvil, en su local de Cáceres, tiene colgado un listado de calles a las que no sirven pizzas. El listado muestra un total de 54 calles. En la parte inferior derecha del listado, a mano y en rojo, aparecen las siguientes palabras: Opel o Renault. El título del listado es Lista de calles donde no repartimos. Calle Canario, Juan García García, Río Volga…así hasta 54 calles de las minas, de Aldea Moret, porque todas esas calles corresponden a Aldea Moret.
Hemos llamado a la pizzería para saber por qué razón no nos pueden servir unas pizzas a Juan García García. La respuesta que nos han dado es “porque los chicos han tenido problemas”. Suponemos que, esos chicos repartidores, han tenido problemas en la calle Juan García García y en el resto de las 53 calles que aparecen en el listado. A raíz de la llamada, descubrimos el porqué de las palabras marcadas en rojo: si, por ejemplo, vives en Juan García García, has de ir a recoger la pizza a la Renault recorriendo para ello 900 metros; también tienes la opción de ir a recoger las pizzas a la Opel, recorriendo para ello entre 700 y 750 metros. No hay descuentos especiales por ir a recoger las pizzas a la Avenida de la Constitución -que es donde se encuentran los dos concesionarios de coches-.
El problema del reparto de comida a domicilio en Aldea Moret, es viejo. Desde la asociación, desde hace ya una década, nos esforzamos por combatir, entre otras cosas, las etiquetas y estigmas que pesan sobre el barrio. Creemos que el barrio de Aldea Moret, lejos de ser un barrio inseguro es un barrio mal planificado. Pese a todo, Aldea Moret y sus gentes, están cargadas de capacidades, habilidades, fortalezas, valores, esperanzas y sueños. No es que no reconozcamos ni aceptemos los problemas que se dan en Aldea Moret. Resumiendo mucho el problema, creemos que la Administración, en general, debería responsabilizarse del hecho de haber creado un contexto que tendería a fomentar la brecha social de la desigualdad; por otro lado, los moradores del barrio, también habrían de asumir su responsabilidad en tanto que ofrezcan una respuesta inadecuada a ese contexto creado. De cualquier manera, creemos que hay que apostar por la Educación: ¿ante problemas sociales como los que aparecen en Aldea Moret y en otros barrios de la ciudad, no hemos de buscar respuestas educativas? Por nuestra parte, creemos que sí.
La empresa Telepizza, al igual que Pizza Móvil, tampoco reparten en Aldea Moret: en el caso de que quieras sus pizzas, has de ir a su encuentro, a la avenida de la Constitución del barrio. Igualmente, las razones que aportan son las siguientes: han tenido problemas que les han llevado a dejar de repartir pizzas.
Otra realidad distinta a la descrita es la siguiente. Hemos contactado con Carrefour, Eroski, Mercadona y un restaurante chino de la ciudad (Chino Pekín, Av. de Antonio Hurtado, Cáceres) y todos, reparten comida a domicilio en Aldea Moret.
Por todo lo expuesto, no negamos que, las personas que reparten pizzas con sus motos, hayan podido tener problemas –o que incluso, los hayan tenido-. Pero desde la asociación, no podemos dejar pasar, una vez más, la oportunidad de invitar a estas empresas, a que encuentren otra solución: buscar otras medidas que no contribuyan a aumentar la leyenda negra que, ya de por sí, pesa sobre el barrio.