26 agosto, 2014

Respuestas policiales a problemas sociales.



La falta de autocrítica puede ser la que motive respuestas policiales a problemas sociales. Pero estas medidas ni son pioneras ni tampoco, novedosas. Sinceramente, no me creo que el problema sea el chico y menos el absentismo escolar. Algo falla y hay que centrar los esfuerzos y las buenas intenciones en otra parte. Sin duda alguna, algo estamos haciendo mal cuando existen tantos equipos multidisciplinares y tanta “buena” voluntad política que no logra resolver los problemas de las personas que necesitan ayuda. 
Es hora de hacer otra lectura: si el niño fracasa no es debido a que porte el “gen de la maldad” –alguna vez he escuchado semejante disparate-. A lo mejor es debido a que los sistemas de relación que se acercan a él, fracasan –aunque en sus informes pomposos no lo recojan-. Y cuando la familia, la escuela y la calle fracasan lo que menos necesitamos –por su falta de novedad- son respuestas policiales. La reflexión y la autocrítica nos pueden ayudar a descubrir la razón por la que muchas personas -excluidas de este sistema selectivo que no selecto- no se encuentran satisfechas.

No hay comentarios: