07 agosto, 2014

El padre Toño.


¡Increíble la foto! Un agente encapuchado con metralleta (representando la violencia institucional), personas detenidas cabizbajas (representando la tristeza y el desaliento)... y entre ellas una que ríe, que se la ve feliz.

Quién ríe es el padre toño detenido en una comisaría de El Salvador, una persona detenida por la "justicia", amenazada de muerte, perseguida políticamente (como afirma Amnistía Internacional), y como demostró el asesinato de su más próximo colaborador, y a la espera de juicio donde puede que le sentencien a años de cárcel.

Esta foto es el mayor ejemplo que la felicidad no depende tanto de las adversidades que sufrimos, sino del sentido y el planteamiento que damos a esas adversidades.

Julio Rubio.