26 marzo, 2011

...

Marquitos y yo vivíamos muy cerca. Su calle era Montánchez. Compartimos aventuras, colegio, instituto e incluso alguno de aquellos primeros ligues cuando salíamos en pandilla. Había venido al barrio porque tenía unos días libres y quería ver a sus padres. Riéndose, como siempre, me comentó que se estaban inaugurando muchas cosas en Cáceres y en Aldea Moret y en toda España. Me contó que al bipartidismo le había salido el tiro por la culata. PP y PSOE habían acordado no inaugurar nada en la campaña electoral y ahora les habían entrado las prisas...Luego, me contaba Marcos, habían intentado arreglarlo solicitando que, al menos, les dejasen visitar las obras en marcha durante la campaña. La junta electoral les había dicho que de eso nada. Marcos se reía. Nos reíamos. No era para menos.

No hay comentarios: