31 marzo, 2007

"Villafranca de los Barros grita Refinería No"

El viernes 15 de diciembre Manolo y yo fuimos al Cerro Pinos para buscar una rama de pino para nuestro árbol de Navidad Reivindicativo. El viernes ya teníamos en mente la manifestación Refinería No en el “corazón de Tierra de Barros” (16 de diciembre de 2006). Manolo y yo coordinamos el autobús para la manifestación. Antes del viaje, comimos migas y decoramos nuestro árbol reivindicativo. Por cierto, las migas, una vez más, las hizo Aris y, una vez más, quedaron riquísimas. La rama de pino la “plantamos” en una de las plazas del barrio. La idea la cogimos del documental “El forat de la vergonya”. Un documental que refleja la lucha de un barrio histórico de Barcelona para mantenerse a flote en medio de tanta especulación y atropello urbanístico. Como el Ayuntamiento no crea jardines en nuestro barrio y los pocos que ha creado no los mantiene, nosotros “plantamos” nuestro árbol para recordarle que necesitamos más espacios de recreo y menos metros de hormigón pintado de verde simulando zonas verdes.
Llenamos el autobús. Hicimos una parada en Mérida para recoger a más gente. En Mérida subieron muchos niños acompañados de sus padres.
A Villafranca de los Barros vino mi hermana pequeña y Roberto. Paseamos por las calles del pueblo y gritamos Refinería No. Vimos muchas pancartas en los balcones, en las ventanas, en las fachadas. De nuevo un ejercicio más de la verdadera democracia participativa. Los detractores del movimiento social e independiente Refinería No se agarran a que somos pocas las personas que participamos en las manifestaciones. A parte de equivocarse, no comprenden que el movimiento social Refinería No es una lección magistral de lo que debería ser la Democracia: defender en la calle nuestro derecho a decir No a todo aquello que se nos quiere imponer desde el Poder establecido sin consultar con el pueblo. La apuesta que hacemos desde el movimiento social Refinería No es muy arriesgada: creemos más que nadie en la Democracia, la defendemos y encima se nos censura. Es el caso de la Productora extremeña Libre Producciones o el caso de los muchos imputados por su lucha justa en los pueblos directamente perjudicados si finalmente se llevase a cabo la instalación de una refinería en Tierra de Barros.
Al final de la concentración, uno de los compañeros que estuvo con nosotros en la charla informativa de Aldea Moret y otra compañera suya (imputada con una multa descabellada simplemente por el hecho de estar en contra del proyecto) leyeron un manifiesto. La lectura fue dialogada. Creo recordar que uno de ellos interpretaba el papel de Presidente de la Junta y la otra, el papel del empresario que “lo da todo por su amada tierra”. Fue muy didáctico y ameno a pesar del frío que hacía en la plaza. Se nos contó el estupendo regalo de Reyes que la Junta hizo a Tierra de Barros en enero de 2005 (en esta fecha se anunció la instalación de la refinería), haciendo un recorrido por los despropósitos de apostar por un proyecto que tiene los días contados (la vida de la refinería sería de 15 años y su coste de 1.800 millones de euros), haciendo especial hincapié en los problemas para nuestra salud. En uno de los accidente en la refinería de Puerto Llano, el político de turno dijo que no pasaba nada pero que nadie abriese sus ventanas. Aquí los detractores del movimiento social Refinería No, no son conscientes de lo que están apostando con su Sí al proyecto.

No hay comentarios: